8 PUNTOS QUE NO DEBES OMITIR PARA OUTSOURCING

8 PUNTOS QUE NO DEBES OMITIR PARA CONTRATAR OUTSOURCING

8 PUNTOS QUE NO DEBES OMITIR PARA CONTRATAR OUTSOURCING

La contratación por tercerización no tiene que ser una pesadilla. Aquí te damos 8 puntos que debes atender antes de decidirte a subcontratar.

 

LA SUBCONTRATACIÓN RESPONSABLE

Es cierto que la contratación por tercerización trae varios beneficios para el funcionamiento de cualquier empresa. La subcontratación responsable requiere de esfuerzo y dedicación, pues solamente así se podrá gozar de las ventajas que pueden obtenerse. Toma nota de los siguientes 8 puntos que marcarán la diferencia entre una elección inteligente de subcontratación.

1.      HAZ UN ANÁLISIS INICIAL

Evalúa y define si lo que se te ofrece es únicamente suministro de personal o si es de carácter especializado. Existe una gran diferencia entre estos y deberás tener claras las necesidades y preferencias de tu empresa antes de contratar.

2.      REVISA LOS CONTRATOS

Corrobora que todos los requisitos legales se encuentren presentes y sean resaltados en los contratos con los proveedores de servicios. Es necesario que revises minuciosamente que se estén cumpliendo con los lineamientos que se especifican en la Ley del Trabajo. De no ser así, podría significar un problema serio para todos los personajes que están involucrados en la contratación.

3.      INVESTIGA A LA EMPRESA

Verifica que la empresa de outsourcing cuente con la infraestructura, personal y capacidad económica para llevar a cabo sus obligaciones. Si notas irregularidades, es mejor apartarse y buscar otra empresa de subcontratación; así te asegurarás de obtener el mejor servicio. Si la empresa de outsourcing no cuenta con los elementos propios para mantenerse, no lo hará tampoco con la tuya.

4.      INFÓRMATE EN SITIOS OFICIALES

Revisa constantemente las publicaciones del Diario Oficial de la Federación, donde encontrarás presuntas EFOS (Empresa que Factura Operaciones Simuladas/ Inexistentes). De esta manera notarás rápidamente cualquier irregularidad antes de que cualquier tipo de fraude llegue a dañar a tu empresa.

5.      INFÓRMATE SOBRE EL ESTADO DE LA EMPRESA

Cerciórate de que la empresa de outsourcing cumpla firmemente con sus obligaciones fiscales en todo lo relacionado a sus trabajadores. Corrobora que existan retenciones del ISR, cuotas de seguridad social, pago del IVA, entre otros, usando el Aplicativo del SAT. Esto muestra, además del nivel de la legalidad de la empresa, su compromiso y responsabilidad con sus clientes y usuarios.

6.      DOCUMENTA TUS HALLAZGOS

Lleva la documentación correspondiente con la información de la empresa de prestación de servicios y corrobora el expediente que llevan. Verifica los entregables, minutas, descripción de procesos, control de inventarios y demás documentos que describan el funcionamiento de la empresa. Una vez más, notarás su nivel de profesionalidad y compromiso para llevar a cabo sus actividades de una manera recta.

7.      REVISA LOS SEGUROS

Corrobora que la prima del seguro de riesgo declarada al IMSS sea congruente con la clase de servicios que realizas. Es necesario que prestes especial atención a este punto, pues la falta a éste significaría incumplimiento, multas y recargos innecesarios.

8.      COMPARA CON LA LEY

Compara los lineamientos con los cuales se rige la compañía de contratación con los establecidos en la Ley Federal del Trabajo. Es importante que te informes sobre tus derechos y obligaciones como contratante para poder equiparar ambas cosas de manera correcta.

Tras seguir estos puntos y revisar detalladamente su cumplimiento, podrás concentrar tus esfuerzos en lo principal: la operación central de tu negocio. Notarás que apoyarte con una compañía de subcontratación facilita que tu equipo de trabajo pueda concentrarse en sus actividades primordiales. Cuando se hace correctamente, el outsourcing es una herramienta altamente efectiva y amigable que trae muchos beneficios para tu empresa. No temas dar el siguiente paso, pues ahora cuentas con las herramientas para contratar por tercerización sin meterte en problemas.

 

Dejar un comentario